Responsabilidad Social - Salud -
    Chevron
• Niños reciben tratamiento gratuito en malformaciones conngénitas.
Más de Mil Razones para Sonreír
Niños reciben tratamiento gratuito en malformaciones congénitas

• El sentido de alianza para construir relaciones productivas, de cooperación, confianza y beneficio con los países donde Chevron opera, es la clave que impulsa a la empresa a anticipar las necesidades de las comunidades y a desarrollar esfuerzos enfocados hacia el beneficio de la población y a la protección de los recursos naturales según las necesidades locales.

En Venezuela, está claro que las áreas sociales prioritarias son educación y salud, particularmente en función a los niños. Chevron por ende ha enfocado sus esfuerzos en este sentido poniendo especial atención al área de salud infantil.

Durante cinco años consecutivos la empresa ha jugado un papel clave para hacer posible la visita anual de médicos especialistas internacionales pertenecientes a Rotaplast International Inc. a fin de intervenir de manera gratuita a más de mil niños de escasos recursos con problemas de labio leporino, paladares abiertos y otras deformaciones faciales congénitas.

Un equipo internacional y multidisciplinario de especialistas provenientes de Estados Unidos, Europa y Latinoamérica, el cual incluye las especialidades de cirugía, pediatría, ortodoncia, fonopatología, genética y enfermería, trae los insumos médicos requeridos y equipos de avanzada para desarrollar estas complicadas y costosas intervenciones junto a cirujanos venezolanos durante una jornada de diez días, que desde 1998 se ha desarrollado en el centro, occidente y oriente del país. En ocasiones, este equipo ha estado constituido hasta de 32 médicos, liderados por un grupo de autoridades internacionales de la medicina que incluye personalidades reconocidas en el área de cirugía reconstructiva de labio leporino en los Estados Unidos y miembros de la Junta Directiva de la Sociedad de Cirujanos Plásticos de San Francisco, California; así como directores del Departamento de Prevención de Labio Leporino y Deformaciones Faciales de la Universidad de California.

“Valoramos el hecho de que estas autoridades de la medicina internacional donen su tiempo para venir a realizar estas significativas jornadas que no generan costo alguno para los cientos de niños y familias beneficiadas”, expresó Ali Moshiri, presidente de Chevron Latinoamérica, Exploración y Producción.

Paralelo a las jornadas, el equipo desarrolla un análisis de los pacientes afectados y de sus familiares como parte de un estudio internacional que tiene como meta la tipificación de este mal para tomar medidas preventivas y erradicarlo.

Extendiendo el beneficio a otros

Una de las preocupaciones de Chevron al ejecutar sus planes de inversión social es que el impacto a largo plazo de sus proyectos llegue, en la medida de lo posible, más allá de las comunidades cercanas a las operaciones de la empresa. La participación de la petrolera en este tipo de programas, además de haber contribuido a rescatar de malformaciones a un destacado número de niños de Caracas y de los estados Zulia y Anzoátegui donde opera la empresa, también ha tenido un impacto importante en los estados Sucre, Miranda, Lara y Falcón.

A este respecto Moshiri enfatiza: “Dejar un legado positivo de largo plazo es un asunto de extrema importancia para Chevron. Apoyamos este programa porque tiene un impacto permanente en la vida de cientos de niños discapacitados y carentes de protección quienes están siendo incorporados sonrientes a la sociedad y al futuro del país”.

Las jornadas también representan una valiosa herramienta para el enriquecimiento y formación de los actuales y futuros médicos venezolanos quienes además de recibir un gran ejemplo para el ejercicio de sus carreras, tienen la oportunidad de intercambiar conocimientos y tecnología con autoridades internacionales de la medicina. En ocasiones, también se preparan ciclos de conferencias sobre la patología del labio leporino y un circuito cerrado de TV en vivo, el cual transmite las intervenciones quirúrgicas desde las instalaciones del hospital. "Desde un principio nos sentimos muy atraídos por los beneficios integrales que Rotaplast ofrece. Queremos que nuestro esfuerzo por desarrollar la energía del país y por contribuir con su calidad de vida se refleje en los diferentes sectores de la sociedad venezolana”, agregó Moshiri.

Alianzas
Rotaplast Internacional Inc., es una ONG de reconocida trayectoria internacional y su visita anual para intervenir a cientos de niños de manera gratuita es una realidad gracias a sólidas y claves alianzas. Su organización y sus recursos, su nivel de compromiso y de profesionalismo, así como el interés común con Chevron de contribuir con el bienestar de la población a largo plazo, fueron los principales aspectos que impulsaron a la petrolera a apoyar este hermoso programa. Aunque las alianzas son distintas cada año, Chevron y PDVSA han sido patrocinantes consecuentes para hacer el proyecto posible en diferentes áreas del país junto a otras organizaciones dependientes del estado tales como gobernaciones y hospitales, y junto al Rotary Club, ente coordinador y creador de Rotaplast. Todas estas instituciones tienen un compromiso serio con el concepto de responsabilidad social.
Chevron, cuenta con tres proyectos ubicados en el oriente y occidente del país: Boscán y LL652 en el estado Zulia y Hamaca en el estado Anzoátegui. Este último consiste en un convenio para la extracción y mejoramiento de crudo extra pesado de la Faja Petrolífera del Orinoco. Bajo la marca Texaco, la empresa manufactura localmente el 93% de los lubricantes que comercializa en el país y opera 82 estaciones de servicio a nivel nacional. Desde 1996 la empresa tiene su sede para Latinoamérica en Caracas.

La petrolera comenzó a apoyar el programa Rotaplast desde la primera vez que vino a Venezuela en 1998 y en esa oportunidad la jornada se realizó en Cumaná, estado Sucre, cuando se impactó de manera importante el área oriental del país. A este esfuerzo se une posteriormente el de Petrolera Ameriven (operadora del proyecto Hamaca) que a través de un programa de la misma índole, también ha contribuido a devolverle la sonrisa a un importante número de niños del estado Anzoátegui y sus alrededores.